Italiano English Deutsch Français

Eventos y medio ambiente

Click to enlargeClick to enlarge

FRANCIGENA

Un camino antiguo que une Europa desde Canterbury hasta Roma. Divide en dos el territorio de Siena , de norte a sur, pasando por adelante del Hotel Arcobaleno.
Es la Via que la administraciòn provincial y local quieren lanzar como un itinerario europeo para el turismo lento y sostenibile. Aconsejamos a nuestros clientes de recorrer algunos kilometros de este camino medioeval en el territorio de “Monteriggioni”, en las colinas (pendio) de la Montagnola donde el camino es seguro, reconstruido y manrcado con seňales . El paseo les permitirà gozar de las bellezas naturales en las proximidades de la ciudad, y apreciar puentes antiguos, ruinas de castillos, capillas y caminos medioevales saliendo del Antiguo Monasterio de “Abbadia Isola” o del “Castillo de Monteriggioni”


MONTERIGGIONI

Las historicas paredes que circundan una colina arriba de la Via Cassia y la moderna autopista de Siena a Florencia han visto pasar muchas historias. Existen noticias de un Castillo en Monteriggioni desde 1100, pero el actual fuè construido en el 1214.
Hoy Monteriggioni es un burgo pequeňo con una gran plaza central alrededor de un pozo, rodeada de casas de epoca, una pequeňa iglesia y una via central que la atraviesa, de un lado se orienta a Siena y del otro a Florencia. El burgo tiene pocos habitantes y ha conservado intacto el encanto medieval. En el interior se puede visitar un museo que muestra armas antiguas del Castillo, hay ventas de productos tìpicos, restaurantes y se puede caminar alrededor de sus paredes y vestir se con reproducciones de armatura.


AMIATA

Click to enlargeClick to enlarge

En dias limpidos de Siena se puede observar mirando al sur el contorno nìtido del Monte Amiata por encima de la Val d’Orcia y al lado del maciso de Radicofani. Es una de las montaňas mas altas de la Toscana con 1738 metros sobre el nivel del mar. Desde Siena en menos de una hora se puede llegar a las faldas de Monte Amiata viajando por la carretera Cassia que atraviesa la Val d’Arbia y la Val d’Orcia pasando a los piès de Montalcino. Mas allà de San quirico, se pasa el paralelo 43°, se deja la Cassia y se comienza a subir en direcciòn de los pueblos del monte. Estos han crecido en siglo pasado como importantes centros mineros y han conservado las caracteristicas y el encanto de la Toscana antigua. Es el caso de Abbadia San Salvatore, Piancastagnaio, Vivo d’Orcia y del lado de Grosseto, Santa Fiora, Arcidosso,y Casteldelpiano. La cumbre de la Amiata en los meses invernales es un importante centro de esquì muy concurrido y en otras estaciones es una meta turistica por el extraordinario panorama que permite de ver hasta el lago Bolsena de la parte sur y Siena de la parte norte.


SAN GIMIGNANO Y VOLTERRA

Click to enlargeClick to enlargeClick to enlargeClick to enlarge

Quizas no necesita presentaciòn, San Gimignano es uno de los burgos más conocidos y visitados en Italia. Està situado a 30 kilometros de Siena y se llega fàcilmente viajando en direcciòn norte , pasando Colle Val d’Elsa y Poggibonsi. Las torres de San Gimignano dan testimonio del pasado noble del burgo, cada torre “representaba”(era el simbolo del) el poder polìtico y econòmico de la familia que lo habitaba.
Hoy en dìa muchas de las torres ya no existen o se han deteriorado , pero el perfil del pueblo es siempre inconfundible. El interior consta de importantes edificios y es de rigor visitar la Fortaleza, la catedral y las Iglesias de San Francesco y San Agostino. El modo mejor de visitarla es recorriendo sus calles, entrando por una puerta antigua cerca de las murallas y deambulando por sus vias buscando tesoros.


VAL D’ORCIA

Click to enlargeClick to enlargeClick to enlargeClick to enlarge

Los paisajes tìpicos de las tierras de Siena son los campos cultivados con trigo, girasol, cipreses y sus antiguas casas de campo Todo esto no es obra de la imaginaciòn si no una realidad que se puede apreciar recorriendo las carreteras del Val d’Orcia. Esta àrea a lo largo de rio Orcia se alcanza saliendo de Siena con la via Cassia en direcciòn sur, pasando las murallas de Buenconvento y el pueblo de Torrenieri y nos encontraremos este paisaje de tarjeta postal que ha hecho famosa esta zona: campo y cipreses hasta el horizonte bajo la montana Amiata.
La mejor forma de visitar esta zona es en auto y un deber es ver San Quirico, su Catedral gòtica y los jardines del renacimiento “Horti Leonini”. Una deviaciòn es indispensable para llegar a Pienza, joya del renacimiento inventada por el Papa Pio II, con sus calles perfectas y su Catedral en màrmol travertino. Otra parada indispensable es Bagno Vignone con su charco termal de origen medieval que ocupa toda la plaza del pequeño burgo.
Continuando por la via Cassia antes que Val d’Orcia se convierta en Val d’Paglia llegando al Lazio con Acquapendente y el lago de Bolsena, a la izquierda se encuentra la meseta de Radicofani con su Fortaleza donde el bandido Ghino di Tacco dominaba la Cassia.


MONTALCINO

Click to enlargeClick to enlargeClick to enlargeClick to enlarge

En el mundo entero Montalcino està asociado al Brunello, un vino justamente afamado y celebrado en la regiòn Toscana. Montalcino es tambien un bellisimo burgo (pueblo, caserìo ?) situado en la cùspide de una alta colina, situada al sur de Siena. Antes de probar este famoso nèctar es aconsejable visitar el centro del pueblo con su Fortaleza, lugar donde se refugiaron los sieneses al escapar de sus conquistadores Florentinos, quienes los habian conquistado en 1555.
El centro con sus calles estrechas, Iglesias y edificios medievales y con bellisima vista panoràmica que permite ver Siena, su Torre del Mangia y el campanil de la catedral. Cerca de Montalcino bajando hacia el rìo Orcia y el Castillo de Velona y pasando cerca de sus viñedos(NN) , nos encontramos en proximidad de la antigua Abbazia de Sant’Antimo donde se conservan ambientes de la època carolingia. Hoy se puede visitar el interior y exterior y admirar los bellisimos bajo- relieves del año(NN) mil y el aspecto tipico de la era románica.


CHIANTI

Click to enlargeClick to enlargeClick to enlargeClick to enlarge

Al norte de Siena, a lo largo de la carretera 222 en direcciòn de Florencia llamada Chaintigiana se abren los bellisimos y sugestivos paisajes del Chianti. Una tierra con bosques y escarpadas que el hombre ha sabido dominar con viñedos (NN) y olivares que dan un vino conocido en el mundo entero: el Chianti Clásico. Los pueblos de esta zona (que distan pocos kilòmetros de Siena) están muy bien conservados y llenos de vida. En ellos la modernidad se funde perfectamente con la historia.
El momento mas propicio para visitarlos es el otoño(NN) cuando se vendemia y los burgos abren las cantinas para la preparaciòn del vino nuevo . Los pueblos del Chianti Clásico son: Castellina, Rada y Gaiole y es aconsejable tambien perdersi en vias secundarias, buscando burgos pequeños(NN) llenos de historia como Funteruli, Vagliai, Volpaia, San Sano, Monti, San Regolo, Pievasciata y muchos otros con nombres curiosos y ricos en tradiciones.


MONTEPULCIANO

Click to enlargeClick to enlargeClick to enlarge

Una importante ciudad en la provincia de Siena es sin lugar a dudas Montepulciano. Arquitectònicamente es una joya de la Toscana del sur y transmite un encanto noble como el nombre de su vino: “Nobile di Montepulciano”. Montepulciano està situada al sur de la provincia de Siena, cerca de la autopista del “Sole” .en una alta colina que permite la vista por un lado al val d’ Orcia y por el otro a el val d’ Chiana, campos y viñedos hasta perderse de vista. Despuès de empinadas subidas y pasando estrechas vias encontramos una bellìsima plaza principal con un gran palacio renacentista, que es la sede de oficinas pùblicas y una imponente catedral de piedra.
En la parte alta de la ciudad se levanta la fortaleza que en otros tiempos permitiò la defensa de Montepulciano y de toda la zona. Los alrededores merecen tambièn una visita a el “Monte Cetona y el burgo de Sarteano con su castillo y a Chiusi una ciudad de origen Etrusco.


CRETE SENESI

Click to enlargeClick to enlargeClick to enlargeClick to enlarge

A las puertas de Siena de la parte sur al largo de la via “Lauretana” los viajeros se encontraràn rodeados de un panorama ùnico en el mundo, con paisajes lunares hechos de tierra, barrancos y pàramos , son las “Crete Senesi” . Un espectàculo de la naturaleza hecha de campos cultivados, pequeños lagos y bosques de robles, lugares inconfudibles y escenarios de muchas pelìculas por su particularidad. Los centros habitados de las “Cretas” son : Asciano, San Giovanni d’Asso (famoso por su trufa blanca), Trequanda y Chiusure y no muy lejos el monasterio de “Monte Oliveto Maggiore” con uno de los panoramas màs encantadores de toda la provincia con el monasterio “Benedettino” rodeado de las cretas con barrancos blancos donde frecuentemente hay niebla que llena el ambiente de magia. Es fàcil visitar las “Crete Senesi” en auto, llegando de Asciano o Buonconvento a pocos kilòmetros de Siena
Un viaje inolvidable lo pone a disposiciòn el “Treno Natura” una vieja locomotora del ferrocarril con carros del principio del novecientos que recorren el antiguo tramo del ferrocarril que de Siena va a Monte Antico en provincia de Grosseto, pasando lentamente por gargantas, bosques, viejas estaciones y campos de las “Cretas” y de val d’Asso hasta llegar hasta a las faldas de Monte Amiata.
Para informaciòn: www.trenonatura.terresiena.it/trenonatura2010/.


SAN GALGANO

Click to enlargeClick to enlargeClick to enlargeClick to enlarge

Un lugar misterioso y encantador a pocos kilòmetros de Siena, a lo largo de una antigua carretera que conduce a Grosseto, se encuentra una iglesia gòtica, bella y grande de origen “cistercense” que surge en medio a la campiña cultivada y sobretodo es una inglesia cuyo techo es directamente el cielo. Es la Abadia de San Galgano, a los pies del pueblo de Chiusdino, famosa por no tener techo. En el interior, bajo grandes ventanas de piedra, el pavimento es de tierra y pequeñas flores silvestres y mirando hacia arriba se ven las nubes, el sol y las estrellas, su efecto en el visitador es ùnico y merece la visita.
Otro misterio de esta iglesia se encuentra a pocos cientos de metros, en una pequeña colina, al lado de la Abadia, donde surge otra iglesia: “Montesiepi, ” pequeña y encantadora por su planta circular que la diferencia y por los ladrillos rojos y blancos con que fuè construida. Esconde un secreto que està en el centro de la construcciòn: una espada encajada en la roca desde siglos donde salen pocos centìmetros de su hoja y empuñadura ,seguramente de origen medieval. Se dice que el dueño era el joven Galgano (a quien es dedicada la abadia de abajo) que buscando una cruz para rezar, decidiò usar su propia espada y con este propòsito la clavò en la piedra. Desde entonces nadie ha podido sacar la espada de la piedra, esta leyenda es muy parecida a la de el Rey Arturo y a las antiguas leyendas de la Mesa Redonda . Para aumentar la similitud existe la presencia entre los Caballeros del Rey inglès de un caballero del nombre Galvano, nombre muy parecido al del joven ermitaño que clavò la espada en la roca de Montesiepi.


RADICONDOLI Y LARDARELLO

Un panorama distinto a los otros de la provincia de Siena, es el de las colinas con yacimientos metàlicos, alrededor de la localidad de Radicondoli. Un pueblo alrededor de 40 kilometros de Siena que colinda la Valdelsa con la provincia de Pisa de la parte del Lardarello y por la parte de Grosseto con la localidad de Montieri. Radicondoli està en alto y domina la zona minera, la carretera principal es plana y a sus lados bajan perpendicularmente muchos caminos empinados . Alrededor de Radicondoli con paisajes naturales del verde intenso de los bosques , se mezclan en forma original las plantas geotèrmicas que explotan en forma natural el calor de las aguas subterràneas para producir energìa. Desde aquì se encuentra a pocos kilòmetros Lardarello, un poblado de la provincia de Pisa, interesante y ùnico por la presencia de construcciones modernas y raras , de torres y kilòmetros de tubos por donde corre energia limpia que viene directamente de la tierra . Un lugar para visitar y apreciar la belleza natural trabajando con el progreso y la producciòn de energia creada a mitad del novecientos.


LA DIANA Y LOS “BOTTINI” DE SIENA

Click to enlargeClick to enlarge

Existe una Siena desconocida y paralela a la Siena oficial pero subterrànea, un enrredo de madrigueras, calles y espacios amplios que se extienden por kilòmetros bajo las calles del centro: se trata de los “bottini”, no sencillamente madrigueras sino un intrèpido y funcional sistema de acueducto medieval que los sieneses construyeron alrededor del 1300 para traer el agua a la ciudad por la ausencia de rios. Los “Bottini”, llamados asi por la forma de barril (botte en italiano), son carriles subterràneos excavados en la toba (TUFO)y en la piedra que unen en un pequeño canal. Las aguas de algunas corrientes y el agua de la lluvia que se filtra desde arriba. Los “Bottini” durante el medievo llevaron el agua al centro de Siena debido a la pequeña y constante inclinaciòn y todavia hoy el agua que sale de las fuentes, hasta la Fuente Gaia en Plazza del Campo, estàn alimentadas por este fascinante acueducto medieval.
Los “Bottini” todavia hoy son transitables y representan un rio real como ese que segùn la leyenda existiò efectivamente. Los sieneses siempre han creìdo que debajo sus pies corre el legendario Rio Diana ,el cual nadie ha encontrado pero que ha sido buscado por siglos llegando a ser motivo de crìtica y burla por parte de Dante Alighieri en la Divina Comedia. Todavia hoy alguno està seguro de oir en el silencio de la noche el fluir de este legendario curso de agua en el centtro de la ciudad.


CASTILLOS Y LEYENDAS

Click to enlargeClick to enlargeClick to enlarge

La provincia de Siena conserva muchos indicios del origen Etrusco de su pasado en muchos lugares. Es en la època medieval que el territorio crece y se desarrolla, por este motivo es que se encuentran muchos castillos, pueblos fortificados y fortalezas en zona. Casi todos los pueblos tienen una Fortaleza y en la campiña existen muchos puntos con castillo y torres, muchas perfectamente conservadas y habitadas, otros abandonados o modificados en època reciente.
Uno de los mas conocidos quizas es el castillo de Brolio en el territorio del Chianti, propiedad de la familia Ricasoli y muy cerca, por encima està Gaiole con el Castillo de Meleto. Hemos de mencionar cerca de Siena el castillo de Belcaro, Montato en el territorio Berardenga y Frontignano y Capraia en el territorio fr val de Merse. Castillos abandonados o destruidos son los castillos de Cerreto donde las antiguas paredes y torres surgen en medio de un bosque de robles y encinos donde la naturaleza ha conquistado su espacio a pesar de las construcciones medievales. El Fuerte de Crevole situado entre Murlo y Casciano del cual se ve solamente una torre medio derrumbada que conserva siempre un atractivo encantador por su ubicaciòn, arriba de la colina.
Mucho de èstos castillos tienen leyendas y cuentos de fantasmas y una vez mas es Brolio el màs conocido, se dice que alli aparece el Baròn Bettino Ricasoli (primer ministro de la monarquìa en la època del renacimiento) todas las noches cabalgando en el interior de su territorio y muchos aseguran haberlo visto. No solo los castillos son centros de cuentos y leyendas, tambien Siena tiene sus fantasmas: en el Jardìn Botànico en via Matteoli, donde se dice que el anima de un monje aparece en las noches , en la Contrada del “Drago” en la plaza Matteotti, donde los espìritus se les atribuyen a las monjas que vivian en un antiguo monasterio que hoy no existe.


El “Palio”

Click to enlarge

La verdadera alma de los seneses se descubre en la fiesta màs importante: el “Palio”. Si durante el año los seneses parecen toscanos comunes con las mismas caracteristicas del resto de la regiòn, durante la fiesta del “Palio” se transforman y se apegan al propio distrito (contrada), a los colores del barrio con un sentimiento de pertenencia y pasiòn sin frenos. El “Palio” es una carrera de caballos que se corre dos veces al año( el 2 de julio y el 16 de agosto) en la plaza del Campo, pero en realidad la preparan y la disfrutan todo el año. Los distritos son en realidad una ciudad dentro de la ciudad, con lazos familiares y de amistad que unen indisolublemente al amor por los colores y emblema del barrio. Los distritos son 17 y cada uno tiene su iglesia, una sociedad estable y un museo donde exponen muchos tesoros que los visitadores pueden apreciar . En estos museos se conservan los lienzos que han ganado en las carreras del “Palio” en años anteriores y frecuentemente son lienzos pintados por artistas famosos e internacionales (podriamos citar algunos como: Gattuso, Adami, Fiume, Botero, Maccari, Possenti, Olla, Arroyo, Folon, Campeggi, Luzzati y Mitoraj).